miércoles, 20 de octubre de 2010

ROOKIES 2010/11


La camada de rookies 2010 está una semana de vivir su puesta de largo de manera oficial en la liga.
A partir de ese momento, los mejores jóvenes del país comenzarán a marcar el camino de la NBA que viene. Sobre todo los que más alto salieron elegidos en el pasado Draft, los que se supone mejores.

Hoy echaremos un vistazo a los 5 jugadores que coparon los mejores puestos en la elección de los jugadores universitarios, los primeros 5 nombres que el Comisionado Stern pronunció en la ceremonia del pasado Junio, y a un sexto que pese a ser elegido en el Draft de hace un año es rookie a todos los efectos por obra y gracia de una lesión en la rodilla que lo dejó en blanco la pasada temporada.

De entre estos seis jugadores saldrá -casi con toda probabilidad-, el próximo Rookie del Año.

El teóricamente máximo favorito al premio y mejor jugador de su promoción a priori, es el nuevo Play Maker de los Washington Wizards y ex miembro de los Wildcats de Kentucky, John Wall.

A sus recién cumplidos 20 años, tendrá que asumir que la franquicia de la capital del país reposará sobre sus hombros durante los próximos años.

El que en su posición juegue el que fuera hasta su llegada estrella del equipo, no hizo que desde la gerencia vacilaran sobre su elección, y Wall desplazará al Agente Zero hasta la posición de escolta, para tomar él las riendas de la nave.

Los 16.5 puntos y 6.5 asistencias que promedió en su único año universitario parece que serán superados sin demasiado esfuerzo incluso desde su año rookie, ya que en pre-temporada ya se está yendo a 15.7 puntos y 7.9 pases de canasta...

Un base, electríco y con una velicidad endiablada, llamado a convertirse en súper estrella a no tardar.

Tras Wall, el segundo jugado en estrecharle la mano al Comisionado fue el producto de Ohio St. Evan Turner, quien con la gorra de los Philadelphia 76ers cumplía los pronósticos.

Tampoco tuvieron objeción los de Pennsylvania en elegir a un jugador, que teóricamente se solapará con la figura de los Sixers, y que pone a Iguodala directamente en el disparadero.


Un escolta con capacidad para manejar el balón, no será extraño verlo en muchas ocasiones asumir el papel de director de juego. En sus tres años en la Universidad no paró de crecer, hasta acabar su periplo con los 20.4 puntos, 9.2 rebote y 6.0 asistencias de la pasada campaña, lo que comparado con los 9 puntos y horribles porcentajes en los partidos de preparación nos hacen pensar que Turner todavía está en proceso de aterrizaje.


El tercer puesto es quizá el que más dudas crea. Derrick Favors fue llamado a filas por el "Pequeño General" de New Jersey, pero desde que es jugador de Nets ha estado ya en varios rumores de traspaso, llegando a tener pie y medio en Denver. Su floja pre-temporada (6 puntos y 5 rebotes en 19 minutos), no han hecho si no acrecentar las voces críticas sobre esta elección, por mucho que de él se espere que forme con Lopez una pareja interior demoledora... en Brooklin.

Sus 12.4 puntos y 8.4 en los Yellow Jackets de Georgia Tech quizá queden un poco cortos para todo un número 3 del Daft, aunque si caemos en la cuenta que este angelito de 2.08 y 112 kilos aún tiene 19 años, quizá la paciencia es la palabra clave con él.


Cuando llegó el turno de los Minnesota Timberwolves, estos decidieron elegir por necesidad más que apostar por la calidad y el cartel, y es que llegó a extrañar que se decantaran por un Wesley Johnson que se hará dueño -más pronto que tarde- del puesto de escolta, el más flojo en la plantilla de los lobos, pero al que en casi todas las quinielas previas al Draft le daban algún puesto más atrás.




Finalmente su buen año en Syracuse (tras dos previos en Iowa St.), en el que se fue hasta los 16.5 puntos y 8.5 rebotes, convencieron a David Khan y ya luce la nueva camiseta de los T-Wolves, aunque de momento todavía esté arrancando (8 puntos en los 7 partidos jugados de preparación).



El que peor lo pasó en el top5 fue el compañero de Wall en Kentucky. Unos rumores que hablaban de él como jugador vago y poco dado al esfuerzo, hizo que DeMarcus Cousins cayera hasta el 5º puesto del Draft, y bien que lo celebraron los Sacramento Kings, ya que se hicieron casi sin esperarlo con un jugador interior de 2.11 y 20 años, no exento de calidad, y que puede llegar a convertirse en un referente en las pinturas de la NBA a no mucho tardar.

De momento, en la pre-temporada está comenzando a demostrar lo que lleva dentro, y se está yendo a nos notables 16 puntos y 8.7 rebotes por partido. Números casi calcados a los de su único año en el College (15.1 y 9.0).



Y si Cousins lo está bordando, ¡¡¡qué decir del arranque de Blake Griffin!!!. Hambriento de baloncesto tras un año en el dique seco, ha entrado como un elefante en una cacharrería y el ex de Oklahoma está promediando 17.3 puntos y 12.3 rebotes en los 6 partidos jugados.

Y aunque una lesión en un tobillo ha hecho saltar las alarmas en LA, todos saben que el futuro de los Clippers pasa por lo que este fenómeno pueda hacer en los próximos años. Si la rodilla no le da problemas, no sería descartable que pudiera incluso colarse en el All Star Game... de los mayores.

Una auténtica fuerza desatada de la naturaleza.


Wall, Turner, Favors, Johnson, Cousins o Griffin. ¿Alguien duda que el próximo ROY saldrá de este sexteto?

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada